Argentina, entre los primeros en el Mundial de la Pizza

Por primera vez, nuestro país se subió al podio en el campeonato más importante de la gastronomía con el segundo puesto.

Por Jonatan Pedernera

Abr 13, 2024

En Parma, Italia, se celebró la 31° edición del campeonato Mundial de la Pizza y Argentina estuvo entre los primeros: Ezequiel Ortigoza obtuvo el segundo lugar y también se destacó en otras categorías.

El certamen finalizó este jueves 11 de abril y se llevó adelante en la ciudad de Parma, Italia, donde participaron 700 maestros pizzeros de 53 naciones. Nuestro país fue representado por la selección oficial argentina de la Asociación de pizzerías y Casas de Empanadas Asociación Civil (APYCE), que logró el segundo puesto en la categoría «Pizza Napolitana STG».

El equipo albiceleste estuvo formado por Miguel Villalba, Ezequiel Ortigoza, Mauro Dávila, Eric Smalietis, Martín Gustavo López, Javier Dotta y Hugo Bazán.

La pizza napolitana argentina que deslumbró al jurado.

Ortigoza se destacó entre 92 competidores, consiguiendo un merecido 2° puesto, marcando un hito en la historia culinaria argentina. A su vez, obtuvo un 5° puesto en «Velocidad» y un 7° puesto en categoría «Acrobacia / Freestyle». También fue el «Mejor clasificado por Argentina», ya que consiguió el mejor puntaje de todos los argentinos presentes en este evento.

Ortigoza y su clásica postal: un acróbata de la masa.

Ezequiel comenzó a los 15 años como lavacopas, luego fue ayudante de maestro pizzero. Se capacitó en forma constante, alcanzando una exitosa y extensa trayectoria. Con el tiempo se especializó en la elaboración de pizza napolitana.

Ezequiel Ortigoza trabajó en «El Cuartito» y es propietario de «Furore».

Además de su trabajo en el mundo de la gastronomía, Ortigoza ha brindado asesoramiento y capacitación en la especialidad, como así también ha participado en competiciones internacionales, demostrando su habilidad en acrobacia con la pizza al obtener el 1° puesto en Acrobacia en Las Vegas Pizza Expo 2018.

Hace tan solo un año, Ezequiel dio un paso adelante al inaugurar su propio establecimiento, «Furore» en la Ciudad de Buenos Aires, un nombre inspirado en un encantador pueblito italiano que refleja la pasión y el espíritu de su cocina.

Noticias relacionadas

Seguí leyendo: