Un hallazgo histórico en el noreste de Santa Fe

El equipo de antropólogos nacionales localizó restos de las comunidades qom y moqoit que serían del año 1887,

Por Rafaela Zacco Stival

Oct 4, 2023

El 27 de septiembre, el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) encontró la fosa común de una masacre indígena de San Antonio de Obligado, a poco más de 400 km de la capital santafesina. A pedido de la Fiscalía Federal de Reconquista, desde marzo de este año, se inició la búsqueda de los cuerpos de 14 hombres, un niño y una mujer fusilados el 11 de marzo de 1887 por el Ejército Argentino.

El cacique de la comunidad Qompi Ariel Chará fue el encargado de comenzar con las excavaciones correspondientes, no sin antes pedir permiso a los ancestros y bendiciones para los investigadores. A tan solo 45 cm de profundidad, se chocaron con un cráneo de un adulto o adulta joven. Sin embargo, debieron detenerse ahí mismo porque, para seguir con los sondeos, la justicia debe producir una nueva solicitud para exhumar y peritar.

Hay equipo. Grupo de personas que formó parte de la búsqueda.

La historia de las comunidades qom y moqoit

Corría el año 1884 cuando comunidades qom y moqoit aceptaron asentarse en la reducción religiosa San Antonio de Padua de Obligado porque les habían sido prometidas tierras a futuro pero terminaron siendo utilizados como mano de obra barata. Epidemias, abusos físicos, castigos de autoridades militares y falta de alimentos fueron unas de las tantas cosas que sufrieron las personas regentadas por el comandante Marcos Piedra y el sacerdote Ermete Constanzi.

La gota que rebalsó el vaso fue el secuestro de una niña para servidumbre del hermano de Julio Argentino Roca, Rudencino. Las comunidades se sublevaron y asesinaron al comandante Piedra y a un soldado antes de huir al monte. En represalia, los indígenas que todavía estaban en la zona y nada tenían que ver con lo antes acontecido, fueron torturados y asesinados a manos del Ejército Argentino. La historia oficial cuenta que el Estado accionó de tal manera porque esas comunidades eran las culpables del asesinato de Constanzi, cuestión imposible porque sucedió 10 años después de la matanza, cuando él reclamaba en favor de las víctimas.

Pruebas. Cráneo encontrado por el cacique Ariel Chará a 45 cm de la superficie.

¿Cómo fue posible contrarrestar la versión oficial? Gracias al acta parroquial realizada por el mismísimo sacerdote Ermete Constanzi en donde explicita que «fueron asesinados por las fuerzas militares que guarnecían en este punto», 14 hombres «más una mujer y un chico de poca edad» los cuales luego «fueron enterrados cerca de la proveeduría donde los soldados estaban acuartelados».

Noticias relacionadas

Seguí leyendo: