La Catedral de Notre-Dame tendrá un sistema contra incendios para evitar futuros accidentes

La emblemática iglesia, que sigue en plena reconstrucción, tendrá un novedoso sistema de vaporización contra incendios. La fecha de reinauguración sería en diciembre de 2024

Por Maximiliano Duarte

Dic 14, 2023

La Catedral de Notre-Dame tendrá un sistema de vaporización contra incendios que detendrá inmediatamente la propagación de cualquier tipo de llama y actualmente se está instalando debajo del techo y en la aguja. Así lo confirmó Philippe Jost, presidente del organismo público encargado de la reconstrucción de la iglesia de Paris, luego del terrible incendio que sufrió en 2019. La fecha de finalización de obra y reapertura del templo sería en diciembre del 2024.

La emblemática iglesia perdió en el incendio del 2019 la aguja característica de su fachada. Sigue en plena reconstrucción.

“Se han tomado todas las precauciones para repensar completamente la protección contra incendios”, afirmó a una comisión parlamentaria en Francia, Jost, el encargado jefe de la reconstrucción del templo. La restauración del edificio declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, que recibió 12 millones de visitantes al año, ha tenido varios obstáculos y su reapertura se ha pospuesto varias veces. Jost prevé que la reinauguración atraerá a 14 millones de turistas de todo el mundo durante el 2025.

Debajo del techo y de la nueva aguja que fue construida a nuevo, se encuentra el sistema de vaporización contra incendios.

El presidente Macron y su visita a la Catedral

Este mes el presidente de Francia, Emmanuel Macron revisó las obras y subió hasta la aguja que ha comenzado a emerger contra el horizonte de la capital francesa y se espera que esté completamente terminada cuando la ciudad sea sede de los Juegos Olímpicos, a mediados del 2024. «Desde abril de 2019, toda la nación se ha estado reconstruyendo”, comentó el presidente. “Y es muy conmovedor estar aquí un año antes. Se puede ver el extraordinario progreso de las obras de esta nave, el coro, los marcos y la aguja», agregó. La obra de refacción, que ha sufrido numerosos retrasos entre ellos la pandemia del Covid-19 y el de hallazgos arqueológicos en el subsuelo, terminarán en diciembre del año que viene, según prometió Macron tras su visita a la emblemática iglesia.

Aunque queda todavía un año para que finalice la reconstrucción de la catedral parisina, Macron anunció también un concurso para el diseño de seis vidrieras nuevas en unas capillas de la catedral que conmemoren la restauración tras el incendio. Las antiguas vidrieras, de la época de Viollet-le-Duc, se expondrán en un nuevo museo de Notre-Dame, situado en las inmediaciones. El antiguo gallo también se exhibirá en el museo: resaltaba en lo alto de la catedral, sobrevivió al incendio, pero se deformó por el calor y la caída.

El presidente Emmanuel Macron prometió que las obras en el monumento finalizarían a tiempo para la fecha de reapertura de diciembre de 2024.

Un incendio histórico

Más de cuatro años después del incendio, los jueces de instrucción siguen investigando qué fue lo que lo provocó y el enigma de su origen sigue sin resolverse. En junio de 2019, al final de la investigación preliminar, el fiscal de París había indicado que lo más seguro es que se haya tratado de un accidente. «Por ahora, mantenemos las mismas tesis, la de la colilla mal apagada o el cortocircuito», añadió esa fuente. Aunque el templo perdió su aguja, su tejado, su reloj y parte de su bóveda, el trabajo de los bomberos permitió que el gran edificio medieval no se derrumbara. Aún los expertos están concluyendo la limpieza de los casi 42 mil metros cuadrados de paredes, ornamentos y bóvedas.

Noticias relacionadas

Seguí leyendo:

Un milagro de discreción y elegancia

Un milagro de discreción y elegancia

La reedición de Los galgos, los galpos permite que aquellos que aún no pudieron leer la maravillosa novela de Sara Gallardo se encuentren con su ojo clínico para desnudar las manías de su clase, la aristocracia argentina, en sus grandes peleas y pequeñas miserias.