Martes de festejos para Boca y Estudiantes

El Xeneize derrotó a Sportivo Trinidense por la Sudamericana y el Pincha hizo lo propio frente a The Strongest por la Libertadores.

Por Gabriel Casazza

Abr 9, 2024

Martes repleto de fútbol a nivel continental, tanto en torno a la Copa Libertadores de América como en relación a la Copa Sudamericana. Y, como no podía ser de otra manera, los equipos argentinos fueron protagonistas, aunque lo cierto es que no todos corrieron con la misma suerte en sus presentaciones.

En primera instancia, por el certamen continental más importante de todos, Estudiantes de La Plata se encontró frente a frente con The Strongest de Bolivia con el Estadio UNO como testigo y como escenario. Y, pese a que se esperaba una victoria relativamente tranquila del Pincha, eso no terminó sucediendo.

Es que la entidad de la ciudad de La Paz se puso en ventaja gracias a una anotación de Enrique Triverio, por lo que los de Eduardo Domínguez tuvieron que trabajar más de la cuenta para cosechar una victoria por 2-1. Guido Carrillo y Edwuin Cetré se encargaron de la recuperación de la escuadra anfitriona.

Distinta fue la suerte que corrió Argentinos Juniors en la Sudamericana, que se presentó en el Estadio Diego Armando Maradona del barrio porteño de La Paternal contra Racing de Montevideo. De igual manera, el Bicho era el claro favorito para hacerse con los tres puntos, pero los uruguayos sacaron pecho de forma contundente.

Tomás Verón Lupi se despachó con dos tantos para el combinado visitante y fue la gran figura que tuvo el espectáculo en la noche argentina. Posteriormente, Jonathan Urretaviscaya puso cifras definitivas para diagramar un contundente 3-0 de Racing ante la atónita mirada de todos los espectadores.

Luego, en último turno, Boca Juniors pisó el césped de la Bombonera para recibir al modesto pero voluntarioso Sportivo Trinidense de Paraguay. Lo hizo con la misión de cosechar su primera victoria en la Sudamericana. Sin embargo, en el primer tiempo, la visita se plantó de buena manera y el descanso llegó con un empate sin goles en el marcador.

Ya en el segundo tiempo, Diego Martínez metió mano en el equipo y Boca terminó diseñando una ajustada y sufrida victoria por 1-0 ante un complicado conjunto paraguayo. Así fue como, promediando ese período final, Aaron Anselmino ganó de cabeza tras un centro de Lautaro Blanco y desató la locura de los hinchas locales.

Noticias relacionadas

Seguí leyendo: